martes, 22 de mayo de 2018


HOY ES DÍA DE SANTA RITA
Honra a Santa Rita creyendo en Jesucristo como tu Salvador  y aceptando su cruz, sobre todo, sacrificándote por los demás.
Honra a Santa Rita aceptando a las personas, acogiéndolas, no permitiendo  nunca lo que es injusto o contrario a la vida y a la fe.
Honra a Santa Rita creando paz y armonía a tu alrededor, no usando nunca  tu puesto para pisotear o humillar.
Honra a Santa Rita siendo discreto en tus acciones, sencillo en tu proceder, generoso con los que te necesitan, moderado en tus comentarios, limpio en tus juicios.
Honra a Santa Rita eliminando de tu corazón toda venganza, apartándote y apartando a los tuyos de las personas que siembran discordias o intoxican los ambientes.
Honra a Santa Rita preocupándote por  tus vecinos, saludándoles con cariño, haciéndote cercano en sus enfermedades o duelos, alegrándote de corazón de  de sus logros y progresos.
Para ser verdadero devoto de Santa Rita reconozco que todavía me queda mucho camino. ¿Y a ti?
(Higinio Sánchez Romero)

Escucha este Himno a Santa Rita, compuesto por Salvador Santana:  


sábado, 19 de mayo de 2018


AVISOS DE LA PARROQUIA
DE S. JOSÉ OBRERO DE CRUCE DE ARINAGA
(Del  20  al 27 de Mayo de 2018)
SÁBADO 19 DE MAYO:
A las 12,30 y  5 de la tarde : PRIMERAS COMUNIONES
A las 8: Misa del Día del Señor.

DOMINGO 20: (Día de Pentecostés)
A las 11: Misa y Primera Comunión.

MARTES 22:  (Día de Santa Rita)

11,30: Misa en la Residencia de Mayores
A las 6. Misa en la parroquia

JUEVES 24:
6: Eucaristía
6,30: confesiones padres de la 1ªComunión.
6,30: Taller de Oración en el Salón Parroquial
A las 8: Revisión del Plan Diocesano de Pastoral con todas las parroquias del Arciprestazgo. En Cruce de Arinaga.
 VIERNES 25:
6: Eucaristía
SÁBADO 26:PRIMERAS COMUNIONES  a las 12,30 y a las 5 de la tarde. 
A las 8: La misa del Día del Señor. 


DOMINGO 27(Día de la Santísima Trinidad)
A las 11: Misa y Primera Comunión.
VIGILIA DE PENTECOSTÉS DE LOS ARCIPRESTAZGOS DEL SUR, CELEBRADA EL VIERNES EN SARDINA DEL SUR




BAJO MI PUNTO DE VISTA

(Juan Santana de Arinaga)

¡CUIDADITO CON LA HISTORIA”!  

Por lo que aquí escribo, no piensen que es para valorarme más de lo que soy, aunque allá cada uno con su opinión, respetable como cualquiera.
Me refiero al caso de que hace unos días recibí un mensaje de texto, donde su autor me pedía datos de un suceso acaecido unos cuantos años antes de haber nacido yo.
Este suceso lo reflejo en mi libro “Memorias de Arinaga”, que está publicado, pero que escuché de labios de mi difunto padre hace ya bastante tiempo, aunque él y todos los que vivían en la playa en esos años supieron la versión de los hechos por uno de los cuatro marineros que a Dios gracias se salvó.
Pero yo no me centro en que ese chico me pidiera a mí esa información, sino que por el contrario y a pesar de que en Arinaga seamos pocos los que vamos quedando y por supuesto que naciéramos aquí, me duele decir que nunca SE rescate la memoria de este pueblo.
Sin ánimo de poner o quitar méritos a lo nuestro, cuando he salido de viaje a cualquier sitio, son más conservadores y te enseñan lugares y te explican cosas sucedidas y que se pierden en la noche de los tiempos. 
En nuestro pueblo sucede todo lo contrario, ya que no podemos decirle a ninguno de fuera las cosas importantes que teníamos, no sea que nos pregunte donde está ese lugar y tengamos que decirle que no se moleste en buscarlo, pues seguramente estará en su lugar “una mole de hormigón”.
Por eso me viene a la memoria otro de los capítulos de mi libro y que denominé “Enclaves perdidos de Arinaga”, donde reflejo la “aniquilación” de todo lo que pudiera resultar antiguo, supongo que para escribir la historia a su gusto, máxime cuando tragamos con todo lo que escriban sobre Arinaga.
Es que si buscan en Internet, verán que sobre Arinaga ponen que los tomateros se plantaban bajo plástico. 
¡Sería la semana pasada, ya que los llamados “invernaderos” no se conocían aquí!
No me avergüenza decir que a mediados de los años 60, cuando tenía yo unos 9 años de edad, escuché a una señora que era de la península decir: “Es que allá los tomateros se plantan bajo un plástico”.
Enseguida me imaginé y gracias a Dios que no lo dije, unos tomateros plantados y sujetados con las cañas, pero con un inmenso plástico tirado por encima.   
Ya sé que esto levantará más de una sonrisa, pero como ya dije, eso de “invernaderos nos sonaba a chino.
Así que pido más colaboración por parte de los estamentos públicos, para que estén vigilantes sobre las cosas que se escriban sobre nuestra tierra, pues una mentira muchas veces repetida, terminará siendo verdad para muchos.  

Juan Santana Méndez


Escribe Paco Mira:

LOS MEDIOS 
DE COMUNICACIÓN Y PENTECOSTÉS



         No hace mucho se celebraba la jornada de los medios de comunicación social. Se celebraba la jornada de los periodistas, de los que comunican, de los que dan noticias bien sea en la prensa, en la radio o en la televisión. Me planteaba que el mundo es una noticia constante, todos los días suceden cosas y probablemente cosas distintas. Todos los días, los medios de comunicación, nos permiten conectarnos, al mismo tiempo, en lugares muy dispersos. No es malo porque nos hace ser críticos con nosotros mismos y con quienes nos proporcionan las noticias.
         Cuando me hago esta reflexión, pienso que estamos en el fin de semana de Pentecostés, en el fin de semana del Espíritu, en el fin de semana en que nos invitan, nos obligan, nos exigen dar "noticias" a los periodistas, a los comunicadores cristianos, que somos todos, por medio del bautismo. Dar nosotros noticias, es dar la noticia buena, es dar a conocer el Evangelio. No es una noticia fácil de digerir, es una noticia que en más de una ocasión hace daño e hiere a más de uno, pero "la verdad nos hace libres" y muchos periodistas no se sienten libres o con libertad para poder dar a conocer las noticias.
         El Espíritu Santo es ese gran desconocido. El Espíritu Santo es el que no se asoma a la ventana, pero el que sí sopla en la ventana para que sintamos una bocanada de aire fresco que nos impulsa a no quedarnos bobos mirando para ninguna parte: "¿qué hacen mirando al cielo varones sin alegría?". ¡ Qué triste cuando un periodista no pone entusiasmo en la noticia que da!.¡Qué triste cuando un periodista no salta de alegría cuando da la primicia de que Jesús de Nazaret vive todavía entre nosotros. Que no nos ha dejado, que su Espíritu nos tiene que impulsar a que la brasa del amor encendido no se apague!. Pues oigan: ser periodista no es fácil.
         Probablemente estemos viviendo nuestro periodismo en un momento de calamidades, de guerras, de noticias - a veces - faltas de esperanza, de noticias a las que no le vemos mucho sentido... pues en medio de todo eso está el Espíritu que nos dice que otro tipo de noticias, de buenas noticias son posibles.
         Probablemente si tuviéramos que examinarnos de buen periodista de buenas noticias, habría que recurrir a los dones del Espíritu Santo, a las condiciones que tenemos que tener para dar esas noticias: Amor: quien no ama al Padre es imposible que anuncie el amor en los demás; Alegría: las dificultades son muchas. Que no decaiga la alegría en medio de ellas; Paz: paz a ustedes les dirá Jesús. No podemos dar lo que no tenemos; Paciencia, y más en el mundo en el que estamos; Longanimidad, es la fuerza de flaqueza, el coraje que tenemos que tener.; Benignidad, tenemos que saber dar cariño a los demás; Bondad, especialmente con los que más sufren; Mansedumbre, el freno a no dejarnos llevar por la ira; Fidelidad, nada ni nadie nos puede separar del amor de Dios manifestado en Cristo Jesús; Modestia, probablemente no salgamos en primera página, pero ahí estamos; Continencia, nos ayuda a saber controlarnos en situaciones nada fáciles; Castidad: dar buenas noticias, a veces, supone renunciar a muchas cosas.
         Ya ven que ese gran desconocido, poco a poco en nosotros, se va conociendo un poco mejor. Ojalá que estemos atentos a las actitudes del propio Espíritu. Que seamos periodistas que guiados por él demos Buenas Noticias.
      Hasta la próxima
         Paco Mira

viernes, 18 de mayo de 2018


DIARIO DE UN CURA

REUNIONES DE  PADRES y MADRES

 Anoche  me reuní con un grupo de padres y madres que tienen niños en la catequesis. Hasta el curso pasado, eran otras las personas encargadas de la reunión. Cuando este año me hice cargo yo, la verdad que no me hacía mucha ilusión. Esperaba encontrarme con padres y madres con cara de malos amigos por tener que venir cada mes  a este encuentro. Pero resulta que no. Aunque para muchos  no es nada agradable terminar la jornada de trabajo, cansados,  y venirse a la iglesia a escuchar un posible tostón, resulta que me  han sorprendido. Me he encontrado con padres y madres simpáticos, que escuchan, que les cuesta hablar en público pero que por lo bajo te dicen lo que piensan y sienten y te cuentan las dificultades con los hijos y también  preguntan y aclaran cuestiones.
Me ha resultado una muy buena experiencia. Lo he pasado bien en las reuniones. Me he sentido a gusto y nunca he visto un mal gesto y mucho menos una respuesta  descortés. Incluso  lo he pasado divertido y eso que se tratan temas serios. Y que estoy hablando de más  de 300 padres o madres de niños niños. Unas 300 familias que participan en las diferentes catequesis y reuniones. 
Valoro  la actitud de los padres y madres que, por el bien espiritual  de sus hijos  están  haciendo ese largo proceso aunque  para muchos termine el día de la primera comunión. Pero no seré yo el que tire la toalla.
También  quiero valorar a los niños porque, gracias a ellos, algunos padres y madres están despertando a la fe.  Se pensaba que los padres serían los acompañantes espirituales de sus hijos y resulta que,  en algunos casos, los acompañantes espirituales están siendo los niños. Muchas veces  se hace un balance negativo de la catequesis, de la primera comunión y de las reuniones. Hoy, que sigo siendo optimista, quiero hacer un acto de fe en los niños y en los padres. Creo en ellos y espero mucho de ellos. Es verdad que surgen dificultades y cuesta mucho la continuidad y que a veces los resultados no son los que uno desea. Pero los animadores tenemos que ser animadores siempre.  Estoy de acuerdo con Luis Fonsi cuando canta:
Yo, yo no me doy por vencido
Yo quiero un mundo contigo
Juro que vale la pena esperar, y esperar y esperar un suspiro
Una señal del destino
No me canso, no me rindo, no me doy por vencido

P.D
He tenido una nueva oportunidad de conocer, escuchar y aprender de las madres y los padres que quisieron prepararse a la primera comunión participando en el sacramento del Perdón. En el diálogo personal  con cada uno me he sentido realmente feliz y emocionado. Nada más llegar a la casa le di gracias al Dios y lo hice  cantando y con fuerza. ¡Siempre está uno aprendiendo!


jueves, 17 de mayo de 2018

LA PLAZA DE LA IGLESIA


EN “LA PLAZA DE LA IGLESIA”
DE RADIO AGÜIMES Y
RADIO TAMARACEITE
Escuche el programa pinchando aquí:



HABLAMOS CON YANIRA SUÁREZ,
 DE LA RESIDENCIA DE MAYORES DE CRUCE DE ARINAGA,
CON CUATRO CATEQUISTAS DE CARRIZAL Y AGÜIMES
Y CON ADRIANA ANTOLÍN
DE CÁRITAS DIOCESANA

Vea aquí las fotos:




sábado, 12 de mayo de 2018

AVISOS


AVISOS DE LA PARROQUIA
DE S. JOSÉ OBRERO DE CRUCE DE ARINAGA
(Del  13 al 20 de Mayo de 2018)
MARTES 15:
A las 6: Funeral por Josefa Guerra Santana
A las 7: Reunión padres de 2º: DESPERTAR RELIGIOSO.
A las 8: reunión catequistas de 4º.

MIÉRCOLES 16:
A las 7: Reunión padres de 4º:

JUEVES 17:
6: Eucaristía
6,30: Confesiones padres de la 1ªComunión.

 VIERNES 18:
A las 8: VIGILIA DE PENTECOSTÉS EN SARDINA DEL SUR.
Una guagua nos llevará a las  7,15. Hay tiques a 4 euros.

SÁBADO 19:
PRIMERAS COMUNIONES  a las 12,30 y a las 5.

DOMINGO 20: (Día de Pentecostés)
A las 11: Misa y Primera Comunión.

·        Declaración de la Renta. Recuerden la X y  recoger  revista a la salida.
·        Día del Comercio Justo.  Se pueden comprar productos en la mesa que   está a la salida.

PREGUNTAS Y RESPUESTAS
SOBRE EL COMERCIO JUSTO


¿QUE ES EL COMERCIO JUSTO?

Es un tipo de comercio basado  es una relación  justa entre quienes producen el producto y  quien lo compra. Los productos los producen trabajadores de cooperativas de países empobrecidos.

¿QUE OTRAS CARATERISTICAS TIENE EL COMERCIO JUSTO?

Los trabajadores que  producen los artículos tiene unas condiciones de trabajo dignas y consiguen salir de la pobreza, porque tienen unos salarios dignos para vivir.

Se utilizan materiales  locales y se respeta el medio ambiente.

Se da una igualdad entre hombres y mujeres.

Se está en contra de la explotación infantil.

¿COMO SON LOS PRODUCTOS?

Son productos de alta calidad, ecológicos y artesanales. Tienen el mismo precio que los productos de buena calidad que puedes conseguir en cualquier tienda. Pero comprando productos de comercio justo sabes que contribuyes a que la pobreza en el mundo vaya disminuyendo.

 ¿DONDE SE PUEDEN COMPRAR ESTOS PRODUCTOS?  

En la tienda Talitha del Centro Comercial la Zafra del Cruce de Arinaga y en la tienda de Caritas Interparroquial de Ingenio en el Parque de las Mimosas. Y ESTE FIN DE SEMANA AL ACABAR LA MISA DEL CRUCE DE ARINAGA.



viernes, 11 de mayo de 2018

Escribe Paco Mira:

DE ANIMALES, PERO SOBRE TODO
DE AMOR Y COMPROMISO

            De vez en cuando es bueno culturizarse. Por eso cuando hay alguna palabra que no entendemos o cuyo significado no lo tenemos muy claro, es necesario y conveniente acudir a las fuentes. Estos días se armó el revuelo por una palabra que iba unida al delito. La palabra es “manada”. Lejos de interpretar lo que probablemente no fuera, acudí al diccionario de la Real Academia de la Lengua y define ésta, con lo siguiente: “conjunto de ciertos animales, de una misma especie, que andan reunidos”.

         Habiendo dejado ya a un lado el tiempo de calentura, quiero expresar que nosotros, los seres humanos, también somos animales, pero que muchas veces pensamos. Sin embargo, cada día que pasa, me doy cuenta que nos estamos pareciendo más a los de la definición de la RAE: más violencia de género, más malos tratos, más insolidarios, más bullyng… y probablemente los jueces, que además por estas fechas están en huelga,  no dan avío a solucionar problemas. Una chica, está en boca de todo un país, porque una manada de animales, los de la rae, desgraciadamente así lo han querido. Me gustaría que las desgracias sirvan para solucionar lo que no funciona, no para recrearnos en el morbo televisivo o periodístico y hurgar en una herida que no nos corresponde.

         Pero como siempre, el fin de semana nos trae una noticia buena (evangelio), una noticia que nos tiene que llenar de esperanza. Y la esperanza nos tiene que hacer que nos pongamos en camino, nos tiene que llevar al movimiento no al inmovilismo que nos recuerda el libro de los hechos, “¿qué hacen mirando al cielo, varones sin alegría?”. Es el fin de semana de la Ascensión.

         Los discípulos de ayer, como los de hoy, hemos recibido el mandato de Jesús de anunciar el evangelio, de ser misioneros. Una buena noticia que no se puede convertir en una propiedad privada de unos cuantos, pues su alcance tiene que ser universal. La buena noticia que estamos llamados a anunciar a tiempo y a destiempo, no es un conjunto de consejos piadosos que se han transmitido de generación en generación, sino el anuncio de un proyecto de salvación que Dios tiene para todos nosotros: una palabra y una vida que, al comunicarla y compartirla, genera un dinamismo capaz de transformar hondamente la vida de quien la acoge.

         Guardar el mensaje en el arcón o en el baúl de los recuerdos es un acto de egoísmo injusto. No podemos callar ni ocultar el mensaje que a nosotros nos cambió la vida llenándola de sentido, o anunciarlo solamente a los que nos caen bien, a los que nos aplauden, los que comparten nuestra forma de ser y pensar… el mensaje ha de ser a toda la creación.

         Pero claro, anunciar el evangelio supone una dosis de profunda humildad. Humildad que hace que la vida sea plena, como le ocurrió a Jacinto, Lucía y Francisca, los tres pastorcillos de Fátima. Probablemente queden muchas dudas por resolver sobre las apariciones. Probablemente seamos muy escépticos en muchas de las apreciaciones, pero la humildad para acoger un mensaje de salvación está al alcance de los que han reconocido que la fe es un  valor que mueve montañas, al ejemplo de María que a ellos y a nosotros nos marca el camino.

         La comunidad, nuestra casa, nuestra Iglesia, tiene que ser y tener las puertas abiertas. Si así lo hacemos, probablemente estamos demostrando que hemos acogido el mensaje salvador. ¿ por qué poner tantas trabas a los que quieren volver a nuestra casa?. Pero quizás sea tema de otra reflexión.

         Hasta la próxima.

         Paco Mira

jueves, 10 de mayo de 2018

DIARIO DE UN CURA



EL PAN, COMIDA DE ÁNGELES

En un tiempo, hace ya años, viví cerca de una panadería. Era una calle estrecha y bonita.  Alguna vez había que cerrarla  para poder descargar la harina ya que  el camión ocupaba toda la vía. Por la noche se convertía en una calle silenciosa. Sin ruidos, ni coches ni gente. Hasta entonces yo sabía que a uno podía despertarle el ruido o también la luz. Allí experimenté que el olor, el olor a pan recién sacado del horno, también despertaba del sueño. Y cada mañana aquel olor que salía del horno me animaba a empezar un día transmitiendo la misma fragancia. El olor a pan caliente recorría toda la calle y avisaba a los vecinos que ya era hora de levantarse. Era un lujo vivir allí, al aroma de una panadería.

   Pero había  más. Algunas veces,  cuando el olor a pan bueno me había despertado,  pude descubrir, atada a la ventana,  una bolsa con algunos panecillos. Yo  adivinaba fácilmente que eran un obsequio de aquellos buenos vecinos panaderos. Da gusto vivir al lado de una panadería. Y más agradable aún, vivir al lado de unos vecinos que saben a pan, que son como el pan.

    Una niña que este año va a hacer la primera comunión me llamó para, en bajita voz,  preguntarme cómo se hace ese pan que después en la misa se convierte en Jesús. ¿Es verdad que está hecho por los ángeles?

    Tardé un poco en responderle porque las preguntas profundas necesitan ser pensadas. Y sé que no encontré palabras adecuadas. Le dije, un poco aturdido, que los panaderos no son ángeles pero si son buenos, como casi todos, hacen el mismo oficio de ellos. Y  que la gente buena es como el pan porque se dejan querer y que Jesús es pan y que cuando nosotros comemos el Pan consagrado nos hacemos buenos.

Y la niña, con más lógica que yo,   me dijo:
-Todo eso quiere decir que los ángeles son los que hacen el pan de la misa, ¿sí o no?

Me sonreí y creo que acabé diciéndole que sí. Que los panaderos son ángeles. O que los ángeles son panaderos. Y  me da que acerté. Porque aquellos que me dejaban el pan en la ventana y hacían un pan riquísimo lo eran. Periquito y Nenita.  Y los que comen el Pan de la eucaristía, como los niños de estos domingos, también lo son. El pan es comida de ángeles.

Y ALGO MÁS: NIÑAS EN
RADIO TAMARACEITE



En las fotos que puedes ver más abajo hay tres niñas que en estos días harán su primera comunión: Keila, Zaira y Claudia. Ellas con algunos niños y niñas más, forman el grupo “Niños Misioneros”. Estuvieron hace unos días en Radio Tamaraceite y en el Parque de la Mayordomía. En alguna de las fotos están también Victor, el cura de Tamaraceite, Raúl Arencibia, presentador de Tenderete y  director de la radio. También  algunas madres: Guaci, Marimar  Mari y Adela.




Pinche para ver las fotos: 
       


miércoles, 9 de mayo de 2018

LA PLAZA DE LA IGLESIA


EN “LA PLAZA DE LA IGLESIA”
DE RADIO AGÜIMES Y
RADIO TAMARACEITE



SALOMÉ ARRICIBITA,  AUTORA DE LA CANCIÓN “CÓMO SER PAN”
 Y AMARO RODRÍGUEZ UNO DE LOS 10 MEJORES PANADEROS  DE ESPAÑA.

LOLA SÁNCHEZ NOS HABLA
DEL COMERCIO JUSTO

Escuche el programa pinchando en este enlace 

y vea aquí las fotos de Amaro en la radio:


sábado, 5 de mayo de 2018

AVISOS


AVISOS DE LA PARROQUIA
DE S. JOSÉ OBRERO DE CRUCE DE ARINAGA
(Del 6 al 13 de Mayo de 2018)

MARTES 8:
Misa a las 6.
A las 7: Reunión padres de 3º.
A las 8: reunión catequistas de 4º.

JUEVES 10: (Día de S. Juan de Ávila)
6: Eucaristía.
6,30: Taller de Oración.

SÁBADO 12:
Puertas abiertas del Seminario Menor en la Vega de S. José. De 10 a 4 de la tarde para chicos de 12 a 17 años.
A las 12: Primera Comunión en Las Rosas.
A las 8: Misa y actividades del Comercio Justo y Talitha.

DOMINGO 13: (Día de la Virgen de Fátima)
A las 11: Misa de la Familia.


DÍA DE ARCHIVO
Para temas de bautizos,
bodas y certificados:
Los miércoles de 5 a 6,30 de la tarde.

viernes, 4 de mayo de 2018

HOMILÍA


HOMILÍA DEL DÍA DE SAN JOSÉ OBRERO EN CRUCE DE ARINAGA

Me ha parecido interesante conservar y publicar la homilía que el pasado 1 de mayo pronunció en esta parroquia el sacerdote Higinio Sánchez Romero, actualmente encargado de la Parroquia de Santa María de Guía. Les dejo el texto completo.

Saludo. Es  la segunda vez que presido esta misa en la fiesta del Cruce. La primera estando de párroco don José Cirilo. Me siento honrado de estar con ustedes y agradecido al párroco don Jesús.

Hay personas con las que queremos rendir un homenaje a una parte importante de la humanidad. Personas representativas. Cuando celebramos la fiesta de santa Ana y san Joaquín queremos representar y bendecir por ellos a los abuelos. O con san Isidro  a los agricultores. O santa Rita a las personas fuertes que han sabido sufrir amando.  El papa Pio XII quiso con acierto que José de Nazaret representara al mundo del trabajo; de hombres y mujeres que han transformado el mundo con su esfuerzo, a veces creativo, a veces rutinario.

Te está cantando el martillo, y rueda en tu honor la rueda. Puede que la luz no pueda librar del humo su brillo.  Que sudoroso y sencillo  te pones a mediodía, Dios de esta dura porfía de estar sin pausa creando y verte necesitando del hombre más cada día.

El Dios que parece bastarse y sobrarse, eterno y todopoderoso, se ha hecho mendigo del ser humano, de cada humano, de toda persona. Se hizo mendigo también de José de Nazaret. Lo necesito como padre de familia y humilde trabajador.

De san José sabemos pocas cosas. Por una referencia bíblica, al hablar de Jesús se le llama el hijo del carpintero. Probablemente en la sociedad en la que vivió José, al no haber profesiones totalmente estructuradas, sería esa persona habilidosa capaz de solucionar esos innumerables problemas que la vida tiene con el trabajo de la madera. Cuando a alguien se le conoce por su profesión en la mayor parte de los casos expresa su buena fama. Es como si se dijera de boca en boca, si necesitas en casa de este oficio, llama a este hombre, a José el carpintero, que lo hará bien, y es honrado. Muchas veces entraría en las casas de las personas a arreglar cosas con la ayuda de un muchachito, Jesús. Gracias a José, el carpintero, Jesús entró en tantas casas, observó con discreción, habló con las personas. Y me imagino hasta alguna conversación con su padre de regreso a casa: ¿Por qué no le cobraste nada papa? Porque son pobres. Quiero destacar en José tres valores:

Rectitud porque siempre quiso en su vida no ofender a Dios, dicho de forma positiva hacer su voluntad, ganarse el pan con honradez por medio de su trabajo. Un hombre educado en la ley de Moisés que siempre la aplica buscando lo mejor. Es más noble en la observancia de la ley que los mismos fariseos. El episodio más claro es cuando encuentra embarazada a María antes de vivir con ella, y quiere romper el compromiso matrimonial de forma secreta para no dañarla.  

La rectitud en la vida supone darle a la conciencia un puesto importante. No se puede vivir desde la mentira o el disimulo, o la soberbia personal. No se puede vivir trampeando. No se puede vivir envidiando, o deseando tener lo que nos es imposible. José es una persona recta. Con una persona recta merece la pena tener trato, confiar una confidencia, desahogarte ante un problema, consultar una decisión. La persona recta no calumnia, no habla más de la cuenta; sabe escuchar, sabe comprender las debilidades ajenas, sabe esperar en las crisis que las personas tenemos, sabe calmar los ánimos y no poner más leña al fuego. La rectitud se expresa esta máxima de la ley judía: “No hagas a otro lo que no quieras que te hagan”. (honrado)

Generosidad. “Tu vida es cuidar a una mujer y respetarla, y además, cuidar y educar a un niño como si fuera hijo tuyo. Siendo el padre legal, no eres el más importante en esa familia, sino el más que sirve. Y cuando este niño crezca y ya se valga por si mismo, tu vida en este mundo habrá terminado”. José acepta este reto, esta vida nada protagonista, como servidor al frente de la familia de Nazaret. Servidor fiel y solícito puesto al frente de la casa de Nazaret. Incluso cuando hay que llamar la atención a Jesús que se ha perdido es María la que habla. Esto en el esquema antiguo es difícil de entender, donde el padre de familia es el que habla, el que corrige, el que pone las normas.

 Discreto, generoso, no celoso de un puesto de  protagonismo. Por aquella familia, su familia,  lucha cada día, trabaja; se hace emigrante. Ama y se siente amado. Jesús lo quiere con toda su alma y María también. Jesús se siente orgulloso cuando hablan de él como el hijo del carpintero, y así se presenta: ¿Tu quien eres? Me llamo Jesús, soy hijo de José el carpintero de Nazaret. Como familia se cuidan mutuamente. Si Jesús llamó a Dios Padre fue porque encontró un ejemplo digno en la tierra que le llevó a usar ese ejemplo de modo análogo para hablar del que está en el cielo. (generoso)

La fe. Su fe se suele comparar con la de Abrahán, el gran creyente del Antiguo Testamento. Cree aunque las evidencias externas no aseguran nada. Cree y confía. La fuerza de la fe se muestra cuando aparece la noche, las dificultades, las contradicciones. Ser creyente no supone un talismán para ver todas cosas de manera evidente, y menos que todo te salga según tus deseos. Hay un salmo que rezamos y escuchamos mucho que para mí es expresión de fe, el Señor es mi pastor. “Aunque camine por cañadas oscuras, nada temo, porque tú vas conmigo. Tu vara y tu callado me sosiegan.” Ese sonido del golpe de la vara que me va marcando el paso, que me dice que no me voy a caer en un precipicio, me dice que no estoy sólo y perdido, es lo que da seguridad en la vida. Eso es tener fe: confiar, pensar que Dios no me engaña, que no se ríe de mí, que no me desprecia.

La simbólica vara florecida que toda imagen de san José lleva en su mano es expresión de su elección. Todos somos elegidos para algo en la vida. “Contigo quiero compartir mi vida” le dijo un día María. Aceptándose a si mismo y aceptando su puesto, inició un camino de vida familiar admirable, guiado por la fe. Con esa vara de amor guiaba a su familia, la cuidaba, y con ella queremos que siga orientando a la Iglesia, para que seamos comunidad creyente. José es el trabajador hombre de fe; María también es la trabajadora que traspira fe: Dichosa tú que has creído” En nuestras comunidades hay un grupo de persona que hablan y y hacen muchas cosas.(Bendito sean por lo que hacen, aunque en ocasiones hagan demasiado ruido) Pero también hay un grupo de personas sencillas y silenciosas que no hacen ruido, pero que no dejan de participar en la misa, que rezan, que comparten lo que pueden. A veces los despreciamos porque no hacen cosas.  Tal vez tengan una fe mayor que muchos de los que nos afanamos en las parroquias. Tienen una fe callada, pero auténtica, parecida a la de San José. Son así en las parroquias y son así en la calle. Nada protagonistas, pero fuertes por dentro. Personas de las que uno se puede fiar. Personas honradas, generosas y con fe. Son los josés de nuestro tiempo.

El Dios eterno necesitó de José. Necesita de cada uno de nosotros. Le agrada nuestro trabajo, nuestra vida sencilla. José representa a los que se han santificado trabajando, sirviendo, amando, sin ser protagonistas de nada.

Que agradecidos estamos contigo José. Cuánto enseñas desde tu discreción.Bendito seas por siempre San José.